Escrito por Krissya Méndez. Así como para llegar a ser el gerente de un banco o el presidente de un país se necesitan 10 o 12 años en la academia; para ser futbolista se debe tener educación básica: saber hacer saques de banda, tiros libres, rematar y hacer buenos pases.

Toda academia forja disciplina, es orden, es estructura, es conocimiento básico. Pero, ¿y cuándo enseñan a ser una buena persona a un buen futbolista o un magnífico gerente?

El lado humano y generoso no se enseña en escuelas.

 

Cristopher Cardoso, coordinador de la Academia de Fútbol Linafa.

 

Muchas academias de fútbol europeas implementaron hace mucho tiempo la educación futbolística integral, donde exigen buenas notas, buena actitud y cero tolerancia a las faltas de moral y ética fuera de las instalaciones; y gracias a eso, han formado los mejores deportistas del mundo.

Y usted como costarricense dirá: «pero en mi país solo pagando se puede acceder a eso», pero ¿Sabía usted acerca de la Academia de fútbol Linafa «Formando más que futbolistas»?

Esta escuela parte de la Liga Nacional de Fútbol Aficionado (Linafa), no es solamente para llegar a entrenar dos horas a la semana, es confiarle sus hijos e hijas a instructores-formadores quienes están capacitados para generar una educación integral efectiva, sin gritos, sin malas palabras, creando un grupo de amigos en vez de un equipo competitivo.

Los deportistas que salen de la academia, tienen que estar no solamente comprometidos sábado a sábado, sino que deben llevar lo aprendido durante el resto de la semana y en todos los ámbitos en el que se encuentren.

Según su coordinador, Cristopher Cardoso, «Formando más que futbolistas» va desde recoger una basurita hasta sembrar un árbol.

«Queremos que los chicos sean diferentes a través del fútbol. No existe otra institución que se interese en la capacitación de sus formadores a nivel nacional y eso es lo que nos diferencia como academia».

La integración de los padres es otro aspecto a destacar en la escuela de fútbol, los padres tienen un reglamento y son advertidos desde el inicio del comportamiento positivo a seguir en el proceso.

«A mí me recomendaron Linafa, porque los forman distinto», afirmó uno de los padres, que como cada último sábado de mes, se reúnen con el coordinador para una charla informativa.

 

Cristopher Cardoso, coordinador de la Academia de Fútbol Linafa.

 

Escrito por Krissya Méndez.

Fotografías: Krissya Méndez.